tipos de blanqueamiento dental

Qué tipos de blanqueamiento dental existen.

En la actualidad, ha aumentado considerablemente la demanda de tratamientos estéticos entre los pacientes. Más allá de una salud y una función adecuada de la boca, los pacientes también desean lucir una sonrisa bonita. Entre estos tratamientos, el blanqueamiento dental es uno de los más solicitados.

El blanqueamiento es un tratamiento estético que tiene por objetivo aclarar los dientes del paciente varios tonos para conseguir una sonrisa más blanca y luminosa.

El paso del tiempo, los tratamientos de endodoncia o los traumatismos, entre otros, pueden ir oscureciendo los dientes y envejeciendo la sonrisa.

¿Qué opciones de blanqueamiento podemos encontrar?

Antes de decidir qué tipo de tratamiento realizar al paciente, es necesario llevar a cabo un diagnóstico adecuado. Para ello, hay que determinar las causas del oscurecimiento de los dientes, ver el tono o tonos de los dientes de la boca, conocer los hábitos del paciente, la edad, ver si existen otros tratamientos realizados en los dientes que vayan a requerir modificaciones de color etc… El tratamiento de blanqueamiento se individualiza para cada paciente y las pautas se ajustan a sus necesidades.

Entre los tipos de tratamiento de los que disponemos cabe diferenciar entre:

Tratamientos clínicos

Son los que los que se realizan en la consulta dental. En ellos se emplean productos de mayor concentración que deben ser manipulados por profesionales. También se utilizan lámparas de luz led las cuales el paciente no puede disponer en su casa. Se trata de procedimientos sencillos para los que no se requiere administrar anestesia.

Tratamientos ambulatorios

Son los que el paciente se aplica en casa. Tras la valoración inicial, se prepara un Kit y unas pautas de blanqueamiento individualizado que el paciente puede realizar en casa, siempre prescritas por el profesional y siguiendo sus directrices.

En muchos casos se combinan los tratamientos clínicos con los ambulatorios para que los efectos del blanqueamiento sean óptimos.

Pastas y colutorios blanqueadores

Existen en el mercado una serie de pastas dentífricas y enjuagues con agentes blanqueadores. Debido a la legislación vigente, la concentración de compuestos blanqueantes de estos productos es tan pequeña que no consiguen blanquear los dientes de forma significativa ni son estables a largo plazo. Sin embargo, estos productos sí que pueden contribuir a mantener el color obtenido tras un blanqueamiento profesional.

En cualquier caso, debe ser el profesional el que indique el tratamiento a realizar para que sea lo más efectivo, seguro y duradero para el paciente en cada caso. Por esto, es fundamental realizar un correcto diagnóstico previo e individualizar las pautas. De esta manera, podremos prevenir la aparición de sensibilidad o paliar, en la medida de lo posible, sus síntomas.

Los dientes blanqueados tienen una estabilidad a largo plazo. El blanqueamiento es un tratamiento duradero. Con el paso de los años los dientes pueden perder el blanco inicial pero no volver al color del que partía el paciente. En estos casos, se pueden realizar recuerdos del tratamiento sin ningún problema.

Todos los pacientes mayores de 18 años podrían ser candidatos a realizarse un blanqueamiento dental. Siempre y cuando las encías estén sanas y no haya caries.

Dudas frecuentes sobre el blanqueamiento dental

Existen también una serie de creencias populares o dudas en torno al tratamiento de blanqueamiento dental:

¿El blanqueamiento dañará mi esmalte?

Un blanqueamiento dental profesional realizado por personal cualificado no dañará tu esmalte. Sea tratamiento en clínica o tratamiento en casa, siguiendo las directrices especificadas, los dientes no han de sufrir daño alguno.

¿Cuál es el momento ideal para realizarme el blanqueamiento?

Siempre que el diente y la encía estén sanos, se puede realizar el blanqueamiento dental. En cualquier época del año. Hay que tener en cuenta que, por unos días, se van a restringir bebidas o alimentos que causen tinción en el diente. Por ello, quizá no es lo más conveniente realizar el blanqueamiento justo antes de un viaje de ocio o de un evento importante.

¿Voy a tener sensibilidad?

El blanqueamiento dental sí que puede producir una sensibilidad momentánea o transitoria en ciertos pacientes. Es importante realizar un diagnóstico adecuado del paciente y plantearle el tratamiento más adecuado para sus dientes para minimizar el riesgo de padecerla. En cualquier caso, es un tipo de sensibilidad que desaparece con el paso de los días. También disponemos de productos específicos para el tratamiento de la sensibilidad post blanqueamiento que aceleran la recuperación.

¿Cuánto dura el efecto del blanqueamiento?

El blanqueamiento dental es un tratamiento con una estabilidad a largo plazo, es decir, una vez se realiza el tratamiento, el diente permanece blanco varios años. Pasado un tiempo se puede apreciar un cierto retroceso en el tono, pero nunca volver al color original. En estos casos, si el paciente lo desea, se pueden realizar recuerdos de blanqueamiento sin ningún problema.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.